Áreas protegidas. ¿Por qué son necesarias?

Posted on Actualizado enn

Ha pasado más de un año desde que iniciamos la serie de post sobre Parques Nacionales, de los que hemos publicado un total de 16, el primero de ellos, en el que contábamos la historia de los Parques Nacionales en nuestro país, y los 15 siguientes post, uno por cada Parque Nacional  con los que cuenta la red en nuestro país, publicados según fueron declarados parques nacionales cronológicamente.

Esta historia que contamos en el primer post, tenía como hilo conductor las diversas leyes que se han ido aprobando en España en relación a los Parques Nacionales y otras figuras de protección. Estas leyes han ido cambiando a lo largo de los años, tanto que durante esta serie de post, la Ley 5/2007, de 3 de abril, de la Red de Parques Nacionales, ha sido derogada tras la aprobación en diciembre de 2014 de la Ley 30/2014, de 3 de diciembre, de Parques Nacionales.

Recordemos de nuevo donde están los Parques Nacionales con esta imagen
Recordemos de nuevo donde están los Parques Nacionales con esta imagen

Por suerte, las áreas protegidas no se acaban con los Parques Nacionales, ya que hay más figuras de protección para zonas de alto valor ecológico. Los Parques Nacionales son las áreas que gozan de mayor protección para preservar su valor, y para que cualquier área llegue a ser declarada como tal, ha tenido que gozar de algún tipo de protección previa, normalmente Parque Natural, que además vienen normalmente acompañadas de otras como ya hemos visto a lo largo de todos los post, como las Zonas de Especial Protección para las Aves (ZEPA), los Lugares de Importancia Comunitaria (LIC), o ser Reserva de la Biosfera.

Y aquí viene la pregunta: ¿Por qué son necesarias las áreas protegidas? Pues son necesarias porque debido a las actividades humanas, la naturaleza se está viendo gravemente alterada, muchas de especies han desaparecido, y otras muchas desaparecerán, y la creación de estas áreas naturales es uno de los mecanismos que tenemos para tratar de paliar esta situación de degradación de la naturaleza.

Parque Nacional de Yellowstone, en Estados Unidos, el primero de todo el mundo. Lo es desde 1872
Parque Nacional de Yellowstone, en Estados Unidos, el primero de todo el mundo. Lo es desde 1872

Ahora lanzo otra pregunta: ¿Es bueno o es malo que haya áreas protegidas? En principio es bueno que haya áreas protegidas. Son necesarias para conservar las zonas naturales de alto valor ecológico que hay en todo el mundo, o mejor dicho, que quedan en el mundo, porque antes había más pero nos las hemos ido cargando.

Y ya para rizar el rizo, lanzo otra pregunta: ¿Es bueno o malo que sea necesaria la existencia de áreas protegidas? Pues mi respuesta para esta pregunta es que es mala la necesidad de que tengamos que crear áreas protegidas, porque indica que hemos estado haciendo mal, muy mal como para tener que necesitarlas. Es como si le estuviéramos poniendo puertas al campo, hacer una especie de frontera entre zonas que consideramos que tienen más valor ecológico que otras.

Las figuras y leyes de protección para la naturaleza son necesarias. Esta imagen es un claro ejemplo de ello: a la izquierda, Haití, con escasos medios de protección, a la derecha, República Dominicana, más preocupada por la naturaleza. La frontera entre los dos países se distingue perfectamente. Es la línea que un denso bosque y una extensa área talada
Las figuras y leyes de protección para la naturaleza son necesarias. Esta imagen es un claro ejemplo de ello: a la izquierda, Haití, con escasos medios de protección, a la derecha, República Dominicana, más preocupada por la naturaleza. La frontera entre los dos países se distingue perfectamente. Es la línea que separa un denso bosque y una extensa área talada

Y en verdad es eso, hacemos estas fronteras en las que no están permitidas hacer ciertas cosas, y fuera de ellas hacemos lo que nos place, lo cual hace que estas áreas sean como islas que nos recuerda cómo era la naturaleza antes de que la modificáramos, o como era la naturaleza en eses sitio concreto antes de que dejáramos de modificarla, porque después de tanto tiempo de intervención humana, apenas quedan zonas 100 % naturales.

Resumiendo sobre la existencia o no de áreas protegidas: es bueno que existan estas figuras de protección, ya que constituyen un mecanismo de protección para la naturaleza, pero desde mi punto de vista, es una pena que tengan que existir, porque parece que sin ellas, la capacidad de alteración y destrucción que tiene el ser humano habría causado muchos más daños en el medio ambiente de los que hay.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s