El desastre de Fukushima

Posted on Actualizado enn

Lo que podría haber sido un terremoto más en Japón, se convirtió en una catástrofe nuclear. El 11 de marzo de 2011 se produjo en la costa noroeste de Japón un terremoto de magnitud 9,0 en la escala sismológica de magnitud del momento. Aunque fue un terremoto de gran magnitud, nada hacía pensar en la catástrofe que se iba a desencadenar como consecuencia del mismo.

Japón es un país acostumbrado a los terremotos, por lo que está sobradamente preparado para afrontarlos y así evitar grandes pérdidas, tanto humanas como materiales. Está preparado para afrontarlos tanto humana como técnicamente. Un país sismológicamente activo es lógico que con el paso del tiempo, y los seísmos, se haya preparado. Los edificios se construyen están preparados para estos fenómenos (construcción sismorresistente), y la población está preparada y en todo momento sabe cómo actuar en caso de terremoto.

Central nuclear de Fukushima después del desastre
Central nuclear de Fukushima después del desastre

Cuando nos llegó la noticia del terremoto, nadie podía imaginar las consecuencias que tendría, ya que al ser en Japón pensábamos que no pasaría nada, sin víctimas mortales y sin apenas daños materiales, pero como sabemos eso no fue lo que sucedió. No fue un terremoto más de los muchos que hay en Japón, ya que sus consecuencias se empezaron a notar poco tiempo después del suceso, y permanecerán durante mucho tiempo.

Como seguramente ya sabéis, el terremoto produjo tsunamis de más de 30 metros que impactaron contra la central nuclear sin ningún problema, provocando daños estructurales. Gran parte de los sistemas críticos de seguridad estaban en zonas inundables, por lo que estos sistemas fallaron. Se produjeron fusiones del núcleo, sobrecalentamiento de barras de combustible gastado, numerosos incendios y vertidos radiactivos al mar.

Ciudadanos siendo evacuados de la zona de exclusión
Ciudadanos siendo evacuados de la zona de exclusión

Fue calificado como el accidente más grave desde el de Chernobyl. En un principio provocó la evacuación de 45.000 personas en un radio de 10 km de la central nuclear. El 13 de marzo el radio aumentó a los 20 km, y las personas evacuadas ascendieron a 170.000. En vistas de que la radiación aumentaba, el radio de evacuación se incrementó de nuevo el 26 de marzo hasta los 30 km.

Pues eso, poco se puede decir de lo que pasó ya que los informativos se vieron inundados por las noticias que daba este desastre, y que desgraciadamente aún se siguen dando de vez en cuando, como la publicada el 18 de agosto, que describe los efectos sobre la flora y la fauna.

Zona de exclusión
Zona de exclusión

Y la cuestión es que por qué en un país en el que los terremotos están a la orden del día, la energía nuclear sigue siendo uno de los pilares energéticos de Japón, sabiendo el riesgo que se corre debido a los terremotos. Vale que no se puede cambiar el mapa energético de un país de un día para otro, pero un país como Japón, uno de los más industrializados del mundo, tiene capacidad de sobra para apostar por otras energías, y aprovechar su potencial tecnológico para mejorar la obtención de energía mediante fuentes renovables.

Al ser un asunto bastante conocido y que aún forma parte de la actualidad, ya que como he comentado, desgraciadamente todavía es fuente de noticias, termino ya el post, más corto de lo habitual, pero creo que necesario porque es un tema del que se debe hablar por su importancia y repercusión en el medio ambiente, debido a que este tipo de accidentes tienen repercusiones a muy largo plazo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s